domingo, 1 de abril de 2012

Bienvenido eras

A veces, una inexplicable euforia se apodera de La Maga, similar a la que la gente padece cuando se enamora tontamente. En esos esporádicos y más bien breves lapsos, alguna que otra musa se apiada y se acerca a brindar algo de inspiración (que La Maga diligentemente deposita en algún trozo de papel). No siempre llego a tiempo para evitar que esos  escritos fortuitos terminen en el cesto, pero si lo logro, los conservo hasta que un día me doy cuenta de que encajan perfectamente con algún momento anterior o posterior de mi vida. De esa forma, el arrebato inusitado de La Maga cobra y da sentido.

No fue la luna de Agosto
ni la leve lluvia de Abril
lo que te trajo a mi puerta.
Fueron las noches, 
las horas muertas, 
los días de duelo, 
las tardes de pena.

Y llegaste a capturar mi fe 
cuando mis ojos no podía ver,
cuando apenas respiraba,
cuando los sueños se astillaban
y lunas rotas me sofocaban.

Y llegaste como redención
cuando ya a oscuras buceaba, 
cuando de rodillas estaba
cuando todo se evaporaba:
la ilusión fortuita,
la espera infinita.

No hay nada nuevo que pueda darte,
ningún sentir virgen para ofrecerte;
tan sólo se me ocurre aquí quedarme
a cuidar tu corazón, a guardar tu alma
a vigilar tus sueños, a lavar tus heridas
a desterrar tus penas, a guiar tu senda.

4 Conejos de la galera:

Juan Ignacio dijo...

¡Qué suerte tienen algunos!

Un beso.

Luna dijo...

Hermoso.

Anónimo dijo...

Se desdibuja la complacencia de tu sentir en entrañables metáforas cuyos simbolismos dan al mas ingenuo lector un halo de perspicacia pensando en el destinatario de tan imponentes escritos, A la luz de tu sabiduría encarnados en alguna fracción de tu maltratado corazón embriónan y nacen estas epístolas; que aventadas al espacio buscan un determinado destinatario cuya renuencia tal vez no le permite pensar que tu devenir se desvela en noches de pena, en noches de sueños sin fin.
Muy hermoso lo que escribes y esperanzador a la vez.
Que encuentres tus sueños querida Maga.

La Maga dijo...

Awwwww!! Anónimo... gracias como siempre por tus palabras. Por momentos creo que escribo sólo para leerte :-)

Publicar un comentario

Gracias por detenerte a leer. Gracias por tu tiempo y tus palabras. Bienvenido seas siempre!

Se ha producido un error en este gadget.